Español Русский Български

Derechos de asistencia de los detenidos en España

Derechos de asistencia de los detenidos en España

Conocer sus derechos es algo que nunca está de más, pero esto adquiere una mayor importancia en el caso de ser detenido. En este artículo profundizaremos en el tercer bloque de derechos de los detenidos, el derecho a la asistencia.

Antes de comenzar, y como aclaración, decirle que estos derechos son aplicables solo a las personas detenidas en el territorio español. Si desea saber más, en este artículo le explicamos qué es la detención, y en este los derechos fundamentales de los detenidos.

Los tres derechos de asistencia en España

Los tres derechos de asistencia en España son: asistencia letrada, asistencia de un intérprete y asistencia médica. A continuación los desarrollamos.

Asistencia letrada a los detenidos:

Una persona detenida tiene derecho a ser asistido por un abogado de su elección, o por el abogado que le corresponda de oficio. Podrá, además, entrevistarse de forma privada con su abogado incluso antes de que la policía reciba su declaración. No se puede renunciar a este derecho, por lo tanto la declaración policial no será tomada como prueba si hubo ausencia de abogado.

La asistencia letrada también consiste en:

  • Solicitar que se informe a la persona detenida de sus derechos.
  • Que se lleve a cabo un reconocimiento médico, si fuera necesario.
  • Intervenir en el proceso de declaración del detenido, en las diligencias de reconocimiento en las que esté implicado y en la reconstrucción de los hechos que afecten al mismo.
  • Informar al detenido de las consecuencias que puede tener el aceptar o no participar en la práctica de las pruebas que se le soliciten. Por ejemplo, si el detenido se opusiera a la recogida de muestras de ADN, el juez podrá imponer la toma forzosa de dichas muestras respetando siempre la dignidad de la persona.
  • Entrevistarse de forma privada con el detenido, incluso antes de que la policía, el fiscal o la autoridad judicial le tomen declaración.

En la práctica, si le detienen, en lo primero que debe pensar es en contactar con su abogado, para asegurarse de que se están cumpliendo todos sus derechos. En Lex Dixit contamos con un equipo de expertos penalistas disponibles las 24 horas y para todo el territorio nacional; lo único que tiene que hacer es contactar con nuestro departamento de Asistencia Legal.

Asistencia de un intérprete oficial de su lengua materna, al ser detenido en España:

Toda persona detenida debe ser informada inmediatamente de cuáles son sus derechos y del motivo de su detención. En el caso de las personas extranjeras, o de personas sordas o con discapacidades auditivas o dificultades del lenguaje, este derecho solo puede respetarse gracias a la intervención de un intérprete oficial.

Si tras la detención no se dispone de una declaración de derechos en una lengua que le sea comprensible al detenido, se le informará de estos por medio de un intérprete tan pronto como sea posible. Además, se le deberá entregar sin retrasos injustificados una declaración escrita de sus derechos en una lengua que pueda comprender.

La asistencia del intérprete podrá ser mediante videoconferencia, salvo que el órgano judicial decida de oficio, o a petición del interesado o su abogado, acordar la presencia física del intérprete para garantizar los derechos del detenido.

Asistencia médica tras la detención:

Una persona que se encuentre detenida sigue teniendo derecho a la asistencia médica. La atención médica será prestada de forma diferente en función de en qué lugar nos encontremos:

  • Si el detenido está a disposición judicial (es decir, en el juzgado), la asistencia médica será prestada por el servicio de medicina forense del propio juzgado.
  • Si el detenido está en dependencias policiales (o sea, en una comisaría), será trasladado a un centro de salud o a un hospital para que le presten la asistencia médica que requiera.

Aunque sea un derecho, el detenido debe dar su consentimiento para recibir atención médica. Si se niega, el médico no actuará salvo en algunas excepciones, como cuando exista riesgo para la salud pública o para la integridad física o psíquica del paciente.

Aún así, el algunas ocasiones debido a la peligrosidad que puede suponer el detenido, se antepondrá la seguridad del personal sanitario a la intimidad del paciente y este será atendido en presencia de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Una vez finalizado el examen médico, se harán 3 copias de éste: una en un sobre cerrado para el juzgado, otra copia para el detenido y la última para el Historial Clínico Digital.

Si considera que alguno de sus derechos ha sido vulnerado, o desea contar con un experto asesoramiento durante su detención o su proceso judicial, no dude en contactar con nosotros.